29 mayo, 2020

Ensenada Magazine

Lo mejor de Ensenada y alrededores

Ruta del Hambre: La Carreta

Leo & Pichi, dos chicas que se aventuran a probar el menú de restaurantes locales y que nos comparten su experiencia.

Síguelas en Facebook e Instagram: @Rutadelhambrebc.

Comenzamos con “La carreta” es un establecimiento donde bien dice una carreta es el centro se podría decir, pero no se asusten si tiene un área de comedor donde poder sentarte a degustar su rica comida.

Es un pequeño lugar ubicado en la colonia Hidalgo, a una cuadra de la calle Diamante, casi llegando al periférico. Ambientado tipo surfista con aspectos marinos y piso de grava nos da una sensación casual y relajada.

Llegó la hora de ordenar…

Yo pedí una tostada de pulpo italiano, que consistía en pulpo con albahaca y aceites, encima trae pepino en tiritas y aguacate con germinados, muy rico el pulpo en su punto y muy bien preparado, solo para mi gusto es una montañota, literal, es imposible comer como una tostada con la cantidad que tiene, así que empecé por totopear para después poder seguir en modo tostada.

Como tenía un antojo de tacos de pescado no me pude resistir y pedí uno (y eso que ya estaba llegando al punto donde estaba más que satisfecha) un taco de pescado capeado con col morada y verde, rábano sandía (muy colorido), mayonesa de chipotle, crema, pico de gallo y ajonjolí negro.

Llenó totalmente mi antojo, me gustó mucho aunque solo le pondría un pero, no soy fan de la crema en esos tacos y dejen les adelanto que Pichi opinó lo mismo y pidió su taco sin crema y supo mejor, creo que la crema le quita los otros sabores que hacen que el taco esté más rico.

Continuando con Pichi, ella pidió (además del taco de pescado XD) una tostada de atún también muy rica y también como una montaña!

Está como marinado en una salsita medio oriental porque sabía a soya con limón y algo picosito, igual que la de pulpo, arriba tiene pepino y cubitos de aguacate, germinados súper frescos y ajonjolí negro, se oye sencillo pero la verdad es que está muy rico, y todo viene encima de una tostada horneada de maíz azul que le da un toque especial.

Ah y de tomar las dos pedimos el té helado de la casa que es algo con naranja, sabe un poquito a jengibre y algo más, está deli tienen que probarlo, súper refrescante para acompañar los marisquitos.

Así que terminamos esta visita con muchos puntos a favor, con ganas de regresar y probar cosas diferentes. Sigan conociendo y comiendo con nosotras, nos leemos en la próxima! Au revoir, bisous.

Total de la cuenta $250.

¿Cómo llegar?